Junior abre la final en casa con cuatro bajas ante un fortalecido Paranaense

Junior quiere coger ventaja en el metro

Deportes - Nacional
Tamaño Letra
  • Font Size
El Junior recibirá este miércoles a un fortalecido Atlético Paranaense en el partido de ida de la final de la Copa Sudamericana, un duelo en el que tendrá cuatro bajas, entre ellas la del delantero Teófilo Gutiérrez por suspensión.

En el estadio Metropolitano Roberto Meléndez de Barranquilla, colombianos y brasileños buscarán atestar el primer golpe en una inédita final en la que los dos equipos buscarán levantar su primer trofeo continental.

El equipo caribeño llega mermado al partido por las lesiones del central Willer Ditta y del centrocampista Leonardo Pico, quienes no estarán en ninguno de los dos encuentros, y las expulsiones de Gutiérrez y del lateral Gabriel Fuentes en la vuelta de las semifinales ante Santa Fe.

Sin embargo, el técnico colombo-uruguayo Julio Comesaña espera el regreso de su portero y capitán, el uruguayo Sebastián Viera, quien se perdió el partido anterior por lesión.

Comesaña, quien a sus 70 años de edad ha dirigido al cuadro "tiburón" en ocho oportunidades en las que ganó un título de liga y otro de la Copa Colombia, deberá recomponer su ataque para suplir la baja de Gutiérrez, pieza fundamental del tridente ofensivo que completan el creativo Jarlan Barrera y el delantero Luis Díaz.

Otro de los retos del Junior, que por primera vez en su historia clasificó a una final continental y que también definirá al campeón de la liga colombiana con el Independiente Medellín, será tratar de levantar ambos títulos, que buscará en cuatro partidos que disputará en los próximos 12 días.