Secretario general de ONU advierte que acuerdo de paz no consiste solo en silenciar fusiles

Antonio Gutiérres.

Nacional
Tamaño Letra
  • Font Size
El secretario general de la Onu, Antonio Guterres, dijo que el principal reto del Estado Colombiano durante el posconflicto es erradicar la “Colombia periférica” de regiones desarrolladas y otras olvidadas por el Estado.

Durante su visita a la zona territorial de Capacitación y Reincorporación de Buenavista, ubicada en el municipio de Mesetas, en el departamento del Meta, Guterres señaló que la presencia del Estado en todo el territorio colombiano es fundamental y que el acuerdo de paz con las Farc no consiste solo en silenciar fusiles.

El secretario general de la ONU hizo un llamado para que la presencia del Estado en los territorios se de también en tema de “educación, salud, infraestructura y las garantías de acceso de los productores agrícolas a los mercados con las vías de comunicación”.

Para Guterres lo esencial de una democracia no es el voto en las elecciones, sino “un diálogo permanente entre el sistema político y las comunidades, para que las decisiones que se toman, se vean reflejadas en satisfacer las necesidades en todo el territorio”.
Guterres estuvo acompañado por el jefe de la Misión de las Naciones Unidas en Colombia, Jean Arnault, y el coordinador Residente del Sistema de las Naciones Unidas, Martin Santiago.

Se estima que después sostenga una reunión con delegados de organizaciones de víctimas y de la sociedad civil en Bogotá.

Guterres hizo un llamado a los colombianos a tener paciencia para obtener la paz, “es un reto enorme, algo que no se hace de un momento para otro (…) y hay que reconocer que no es solo un proceso de construcción de la paz, sino de garantizar la presencia del estado en el territorio colombiano, en el marco de la prueba de desarrollo”.

Dijo que aunque es un reto enorme, tiene todo el apoyo por parte de Naciones Unidas para lograr el objetivo, “la misión es de solidaridad con el pueblo colombiano, en un momento histórico. Lo que pasa es simbólico y lo fundamental es un deber de todos los ciudadanos apoyar el proceso de paz en Colombia, aunque es un proceso complejo”.

Para el secretario de Naciones Unidas, “la paz es la única respuesta que puede dar solución a los problemas de la pobreza, a los problemas de desarrollo y a los problemas de la igualdad y la democracia”.