Atacante de Maryland murió, según la Policía

Judiciales - Internacional
Tamaño Letra
  • Font Size

Dos jóvenes resultaron heridos y fueron trasladados al hospital. Uno está en estado crítico.

 

Un hombre señalado como el autor de disparos en un colegio de secundaria en Maryland murió a causa de las heridas recibidas por la reacción de un agente de seguridad, informó este martes el jefe de la policía local, Tim Cameron. 

Otros dos jóvenes que resultaron heridos en el tiroteo fueron trasladados a hospitales de la zona, y uno de ellos se encuentra en estado crítico, dijo el funcionario policial durante una conferencia de prensa. El tiroteo registrado en la mañana de este martes en un colegio de secundaria, a poco más de una hora Washington, había dejado tres personas heridas, incluido el atacante, quien murió después, informó el comisario del condado de St. Mary a la red de TV MSNBC. 

Según el comisario Tim Cameron, los tres fueron trasladados en estado grave a un hospital de la región, mientras los agentes en el establecimiento se preparaban para permitir la salida del resto de los estudiantes del colegio.  El jefe policial dijo que el tiroteo se inició cuando la escuela se aprestaba a iniciar la jornada de clases y de inmediato una estudiante resultó herida. 

El atacante fue entonces abordado por un oficial de seguridad del colegio. Por su parte, el Departamento de Educación del condado de St. Mary informó en la red Twitter que el resto de los estudiantes serían evacuados en autobuses y llevados al campus de otro colegio de secundaria de la zona, donde serían liberados. 

Este incidente ocurre cinco semanas después que un joven de 19 años, armado con un rifle semiautomático, atacara en un colegio en Parkland, Florida, provocando la muerte de 14 estudiantes y tres adultos. 

Esa masacre provocó una intensa oleada de indignación en todo el país por las normas que permiten el acceso a armas de grueso calibre. Estudiantes de todo el país tienen previsto realizar una manifestación el 24 de marzo para exigir que se adopten medidas más rígidas para la compra de armas.