Mínimos históricos frente al dólar

Editorial
Tamaño Letra
  • Font Size
Las monedas de Chile, Colombia y Brasil tocaron mínimos históricos frente al dólar esta semana que está por concluir debido a la inestabilidad política, las reformas pendientes, los reclamos populares para alcanzar la equidad social y la creciente incertidumbre por cuenta de la guerra comercial que no da tregua.Las monedas de Chile, Colombia y Brasil tocaron mínimos históricos frente al dólar esta semana que está por concluir debido a la inestabilidad política, las reformas pendientes, los reclamos populares para alcanzar la equidad social y la creciente incertidumbre por cuenta de la guerra comercial que no da tregua.
El dólar se ha fortalecido por un nerviosismo ante el posible contagio de inestabilidad política en la región por la desigualdad que se ha encrudecido ante el lento avance de la economía derivando en estas manifestaciones sociales. La devaluación también se produce ante el atractivo del dólar como refugio ante la incertidumbre de la guerra comercial y un sólido avance de la economía estadounidense cuando la mayoría de las economías desarrolladas y emergentes siguen estancadas.El real brasileño, el peso colombiano y el peso chileno tocaron nuevos mínimos históricos frente al dólar esta semana, un escenario en el cual los bancos centrales de Latinoamérica podrían recortar tasas aún más para impulsar el crecimiento económico ante bajas presiones inflacionarias.El debilitamiento de las monedas latinoamericanas tuvo un punto álgido en Chile, en donde el peso se depreció este jueves un 1,1 % y cerró en 828,36 unidades por dólar, su valor más bajo en la historia.Este desliz de la moneda chilena coincide con los 42 días desde el comienzo del violento estallido social en el país que aún no muestra señales de una salida cercana.El Banco Central chileno anunció una intervención del mercado cambiario que consistirá en la venta de dólares por un monto de hasta 10.000 millones spot y de instrumentos de cobertura cambiaria por otros 10.000 millones. El emisor también rebajó su previsión de crecimiento para 2019 del 2,5 a 1,9 %. El Gobierno estima que se podrían perder hasta 300.000 puestos de trabajo a finales de año, lo que elevaría la tasa de paro del 7 al 10 %.Colombia afronta una ola de protestas desde el pasado 21 de noviembre en contra de las políticas económicas y sociales del presidente Iván Duque; las manifestaciones empiezan a tener repercusiones en el mercado de divisas y de hecho esta semana la moneda estadounidense alcanzó máximos históricos en el país. El dólar se valorizó un poco más del 1 % frente al peso colombiano y tocó un nuevo máximo histórico al lograr un precio tope de negociación de 3.524. Y en la sesión de  la moneda estadounidense llegó a tocar los 3.520 por unidad, pero cerró finalmente en 3.508.
Lo preocupante es el nerviosismo de los inversionistas que está subiendo entre más prolongado sea el paro, que está mermando ante la conexión entre el Gobierno colombiano y los líderes de las manifestaciones que se han sentado a la mesa a dialogar.Después de tres récords históricos consecutivos el dólar cedió un 1 % en Brasil y se cotizó en 4,215 reales gracias a una nueva intervención del Banco Central. Esta caída se produce luego de que el emisor brasileño subastase 1.000 millones de dólares en el mercado para contener el alza del billete verde.El riesgo de contagio de movimientos de protesta en Brasil ha forzado al Gobierno de Jair Bolsonaro a frenar las reformas planeadas para evitar disparar una confrontación con grupos opuestos a las medidas. El dólar estadounidense volvió a alcanzar un nuevo máximo histórico en Brasil, después de que se apreciara un 0,45 % frente al real brasileño y terminara la jornada vendido a 4,258 reales en el tipo de cambio comercial.En Argentina, y pese a la incesante devaluación del último año, el dólar se mantuvo estable por segunda jornada consecutiva y se ubicó en los 57,75 pesos para la compra y los 62,25 pesos para la venta en el estatal Banco Nación.Una de las inquietudes en el mercado tiene que ver con la reestructuración de la deuda de Argentina, a raíz de la urgencia de los abultados vencimientos de los próximos meses. En 2020 el país suramericano debe afrontar deudas con acreedores privados y organismos multilaterales por unos 39.300 millones de dólares. Durante la jornada de ayer el dólar estadounidense se apreció 0,05 % frente al peso mexicano y se intercambió en 19,56 por unidad después de datos sólidos en la economía estadounidense y un aumento de la turbulencia en el posible tratado comercial entre Estados Unidos y China.La divisa mexicana ha estado depreciándose toda la semana con un dólar fuerte, por un lado, y por el otro la revisión del crecimiento que sigue estancado. El peso mexicano se ha depreciado 1,83 % en noviembre y continúa presionado a la baja por los mismos factores que han llevado a máximos históricos a otras divisas de América Latina.