10
Dom, Dic

Agencia de periódicos y revistas en Maicao, a punto de cerrar sus puertas

Los diferentes ejemplares que se exhiben en Maicao, pronto dejarán de verse, porque cerrarán.

Península
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


El más antiguo puesto de venta de periódicos y revistas en Maicao, perteneciente a la Familia Leal Salgado tiene sus días contados.

Y es que la salida de circulación de varios periódicos que diariamente se vendían en esta ciudad y la avasallante tecnología terminaron agobiando a una empresa que durante cinco décadas generó oportunidades de trabajo e ingresos extras a decenas de familias.

Con la llegada del Internet, comenzaron a bajar las ventas de todo tipo de elementos de lecturas que se distribuyen en la Casa Leal, tales como las revistas, los libros, y los periódicos que de circulación nacional y regional eran distribuidos aquí.

Aun así, las ventas se seguían manteniendo y los vendedores que llegaron a un número de 84 hace varios meses, bajó notablemente ya que ahora solo quedan 14 y algunas veces solo llegan siete.

La estocada final la dieron los diarios El Heraldo y Al Día que cerraron su circulación en la localidad. “La verdad es que las ventas nos han bajado muy fuerte porque ahora solo llegan los diarios de Santa Marta, y el periodico el Tiempo que solo sale en físico los lunes y El Espectador que llega los domingos”, asegura Lalo, uno de los voceadores.

Mariela, una señora entrada en años pero muy activa en la venta, asegura que ya está pensando en buscar qué hacer porque en su caso le toca gastar cuatro mil pesos en moto para llegar hasta la agencia y las entradas le bajaron un montón.

A la agencia distribuidora le quedan pocas semanas, muy probablemente lo que queda de este año sino la cierran antes, porque también sus ganancias bajaron debido a que las ventas disminuyeron en un porcentaje que no da para cubrir los gastos operacionales y de mantenimiento.

El éxito en las ventas de los diarios que ya no están llegando estaba en las secciones de judiciales de la región y la parte deportiva que son los ganchos para atraer al lector.
El periódico el Tiempo, el más leído en el país, solo despacha a este municipio 18 unidades, lo cual se ha convertido en un privilegio y hay que encargarlo con tiempo ya que los pocos vendedores sacan dos o tres que ya están tienen sus compadres fijos.

Por ahora, todo gira en torno a que algo va a pasar cuando la Agencia de la familia Leal Salgado baje las persianas del puesto de venta y ya no se vuelva a escuchar a los voceadores ofreciendo en las calles los periódicos a sus habituales lectores.


Más Noticias de esta sección

Ingreso de Usuarios